lunes, 3 de marzo de 2008

Esquipulas en Seis horas

Ayer fui a Esquipulas, ya tenía un año de no ir, no es que haya mucho que ver, pero es bonito el pueblo.

Debo decir que esa Basílica ya no es mi Basílica, ahora es blanca, blanca como una Basílica blanca. Mi Basílica era negra como roída por el humo (no como roída, roída por el humo), tenía velas y un olor a incienso que te hacía sentir que en verdad estabas en un lugar sagrado, que te hacía pensar en que ese Cristo en verdad era como el Cristo.

Pero bueno, Esquipulas ya no es mi Esquipulas, los indios de Esquipulas ya no son como mis indios de esquipulas y las calles de esquipulas tampoco son como mis calles de esquipulas.


Un par de fotos:

La Basílica

Impresionante, estaba más lleno que de costumbre


Estoy Feliz porque me encontré con algo que al parecer me persigue, esta iglesia se llama León Santiago de los Caballeros (Viva León jodido)



vi a Rocinante... pero no vi al Quijote...


y mi foto de turista, no podía faltar

5 comentarios:

Santiago Vásquez dijo...

¿ Viste a algún equipo sin director técnico, o a algún director técnico sin equipo…?

¿Fuiste a rogarle al Cristo Negro otro campeonato?

Luis Hernández dijo...

No, le fui a pedir al Cristo Negro, o en su defecto al señor que barre la Basílica, que obligue a Valle a renunciar.

Un poco de Fé no cae nada mal!!!

Herberth Cea dijo...

Fuiste a pedirle otro campeonato? no te topaste con Agustín La chochera Castillo.
Desde que se fue él, el FAS no ha sido el mismo. Yo le seguía desde la silla y enfrente del televisor cuando él estaba al mando. Vaya acá está el comentario.

Luis Hernández dijo...

Gracias Cea.

Mariolinocopinol dijo...

Que curioso, nunca he ido a Esquipulas!

Esta bueno tu blog, deberías de escribir más seguido.

Saludos